¿Estas cansada de las celulitis? ¿Has intentado de todo, y aún continúan las celulitis? ¿No sabes que estética realice este tratamiento? ¿Quieres encontrar un tratamiento efectivo y una estética profesional? Entonces, tú debes leer este artículo.

Las ondas de choque son utilizadas desde hace muchos años atrás, aplicados en ortopedia, medicina deportiva, fisioterapia, urología y medicina veterinaria. Sus beneficios principales son el rápido alivio del dolor y restablecimiento de la movilidad. Además, no es un tratamiento quirúrgico, no es necesario analgésicos, lo que permite que sea una terapia perfecta para la recuperación rápida y sanar distintas afecciones que provocan dolor.

En la actualidad, las estéticas emplean las ondas de choques para combatir la flacidez y celulitis.

La estética Carlos Valiente, te ofrece el tratamiento ondas de choque, con el que podrás solucionar las afecciones estéticas, como flacidez y estética; así como también, lesiones musculoesqueléticas, es decir, fascitis, calcificaciones y tendinitis.

Las ondas de choque, son utilizadas en tratamientos corporales para combatir las acumulaciones de celulitis, ya que la generación de factores de crecimiento incrementa la regeneración de la piel, los vasos sanguíneos nuevos mejoran considerablemente la circulación, debido que oxigenan y eliminan las toxinas; la estimulación de la linfa permite drenar los líquidos que son acumulados.

Visita nuestra estética Carlos Valiente y Dile adiós a las celulitis con las ondas de choque.

Beneficios del tratamiento de la celulitis con ondas de choque.

La aplicación de ondas de choque ayuda a romper los cúmulos de grasa, y por lo tanto, te brinda los siguientes beneficios:

  • Estimula el metabolismo de las células grasas.
  • Promueve la formación de nuevos vasos sanguíneos.
  • Provoca la producción de colágeno y elastina.
  • Fortifica el tejido conjuntivo.
  • Mejora la circulación sanguínea.
  • Esculpe la figura.
  • Alisa la piel.
  • Incrementa el drenaje de la linfa.
  • Los tejidos se regeneran.
  • No es necesario intervención quirúrgica.
  • Firmeza y efecto macizo, gracias a la regeneración del colágeno.

¿Qué áreas se pueden tratar?

Esta es una pregunta muy frecuente, que se realizan las personas que quieren realizarse este tratamiento.

Se pueden tratar:

  • Piernas
  • Muslos
  • Nalgas
  • Brazos
  • Zonas determinadas con celulitis.

Las ondas de choque, es un tratamiento que se ha realizado por muchos años, para fines médicos y también estéticos.

Es un tratamiento seguro, y sin efectos secundarios, debe ser realizado por profesionales con conocimientos en este tratamiento, por eso, en estética Carlos Valiente, contamos con los mejores profesionales, capacitados y preparados para realizar esta técnica.

¿Qué resultado se obtiene con las ondas de choque?

Cada vez es más común, utilizar las ondas de choque para tratamientos estéticos, y principalmente para combatir la celulitis.

La terapia con estas ondas está dirigida en el tratamiento para combatir la celulitis; sin embargo, no es un tratamiento para rebajar. Su acción, es realizar pequeños impactos sobre las células adiposas, de esta manera, se activa la circulación y ofrece excelentes resultados.

Son muchos los resultados que tú obtendrás. A continuación, te los describimos:

  • La piel estará más firme y dura:
  • Disminuye la piel de naranja: La aplicación de ondas de choque, permiten reducir los cúmulos de grasa que están alojados en los septos fibrosos, y estos son los que crean la apariencia de piel de naranja.
  • Mejora la circulación de la sangre: al mejorar la circulación de la sangre, aumenta la eliminación de las grasas, el edema y las toxinas acumuladas por el mismo proceso inflamatorio.

¿Es un tratamiento doloroso?

Es un tratamiento completamente indoloro; sin embargo, pocas personas sienten algunas molestias en las zonas tratada, esto dependerá de lo que soportar cada persona, pero te aseguramos que en la estética Carlos Valiente, hacen todo lo posible para que sea una experiencia agradable y cómoda.

Es un tratamiento, que no lleva mucho tiempo para realizarlo.